Sin categoría

Refrendación en el Congreso: Más polarización

Jueves_3_12_2015@@CAMARA DE PRESENTANTES.jpg

  1. Cuando el 2 de octubre en horas de la tarde la Registraduría informó que había triunfado el NO por un estrecho margen, diferentes juristas sostuvieron que el Acuerdo dejaba de existir. Incluso en diferentes ocasiones durante la campaña así lo expresó el Dr. De La Calle. “Si en el plebiscito llega a ganar el NO, al acuerdo simplemente no existe, así de sencillo” Expresó con meridiana claridad el Jefe Negociador del Gobierno.
  1. Sin embargo, el presidente Uribe y diferentes líderes del NO decidieron adoptar el Acuerdo como un texto base para mejorarse y lograr un GRAN ACUERDO NACIONAL, teniendo en cuenta la significativa votación del Sí. Desde el día uno hemos tenido la voluntad de unión, de alcanzar una paz justa y cohesionar al país en torno a un propósito común.
  1. Señores y señoras congresistas, el gran objetivo posterior al plebiscito ha sido lograr un GRAN ACUERDO NACIONAL que logre cohesionar al país, fortalecer las instituciones y llegar a un buen Acuerdo de Paz donde prime la justicia.
  1. Frente a lo anterior, el Gobierno Nacional se apresuró a firmar un denominado “Nuevo Acuerdo”, desconociendo buena parte de los temas sustanciales, frente a los cuales la ciudadanía se había pronunciado con precisión. Creemos, que lo anterior ha estado motivado por la presión del cronómetro de la entrega del Nóbel. La democracia no se construye con afán.
  1. La gravedad de refrendar los acuerdos en el Congreso radica en que se sigue profundizando la división del país. Con esta situación no gana nadie, se debilita las instituciones, se pierde confianza con la ciudadanía y se alcanza un acuerdo frágil y vulnerable.
  1. Diferentes congresistas han dicho que votarán SÍ a la refrendación en el Congreso por que en sus regiones ganó esta opción, un argumento respetable. ¿Y qué pasa con quienes piensan votar SÍ y en sus regiones ganó el NO? Para la reflexión.
  1. Cuando la desconfianza de la ciudadanía crece sobre las instituciones de la democracia, se abona el terreno para el populismo. Nadie gana con esta situación, además de la peligrosa amenaza del populismo que se ha instalado en diferentes países de la región.
  1. Según la más reciente encuesta de YanHass el 65% de los colombianos NO está de acuerdo con que el Congreso refrende el Nuevo Acuerdo de Paz. Una cifra que refleja el estado de la opinión pública y que debe ser tenida en cuenta.
  1. Vale recordarlo una y mil veces, fue el Presidente de la República quien repitió hasta la saciedad que la última palabra la tendrían los colombianos. ¿Qué pasó con esa promesa?
  1. Una reflexión final, las FARC están integradas por algo más de 7,000 hombres y mujeres, los colombianos que vivimos en la legalidad somos 48 millones. El país no se puede seguir dividiendo por satisfacer las exigencias de esta minoría, deben ser ellos quienes se acojan a las reglas establecidas de la democracia, y no modificar las normas democráticas para que se ajusten a sus deseos e intereses. Así, podrán alcanzar un pacto con las Farc, pero no la cohesión del país alrededor de este tema.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s